Adolescente de 16 años planificó el asesinato de su abuela para quedarse con su casa

El cuerpo de una sexagenaria fue hallado por trabajadores del aseo Urbano Supra Caracas este lunes, dentro de un contenedor de basura ubicado en la Avenida Andrés Bello, en el municipio Libertador de la ciudad de Caracas. Una comisión de la Policía Nacional Bolivariana y el Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas se trasladaron hasta el lugar del hecho para realizar el levantamiento.


Según el reporte policial la víctima fue identificada como María Mayo Toledo de 64 años y presentaba un golpe en la cabeza al momento del hallazgo cuerpo.Al enterarse de lo sucedido, vecinos de Tamayo indicaron a los cuerpos de seguridad que la noche del domingo escucharon gritos y una discusión en casa de la sexagenaria.

La mujer vivía junto a su nieta, de 16 años de edad, quien tenía una relación amorosa con un joven de 19 años, identificado como Richard Alfonso Vargas Betancourt. La pareja fue trasladada a la sede del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) para rendir declaración donde confesaron haber asesinado a Tamayo para quedarse con la casa. La muchacha narro a las autoridades que en la actualidad se encuentra embarazada y su mamá la botó de su hogar. Su abuela la acogió por un tiempo, razón por la cual planificó junto a su novio asesinarla y así quedarse con el inmueble.

La anciana fue sometida con un cable alrededor del cuello, la asfixiaron y luego golpearon en la cabeza. Posteriormente la pareja buscó a dos indigentes para deshacerse del cadáver en una maleta y abandonarlo en el contenedor de desechos.

Tanto la adolescente como su novio están detenidos y serán presentados ante la fiscalía.